Iglesia de San Maurizio

San Maurizio Milan

Iglesia de San Maurizio

La Iglesia de San Maurizio es una de esas joyas que guarda con celo la ciudad de Milán y que puede llegar a pasar desapercibida por lo discreto de su fachada. Está ubicada en una céntrica calle, no muy lejos del Duomo, y la austeridad de su exterior hace que su maravilloso interior resulte aún más sorprendente.

La iglesia se construyó en los inicios del siglo XVI como anexo al convento de las benedictinas, uno de los más antiguos de Milán. Su espacio interior se distribuye en una sola nave principal con pequeñas capillas laterales poco significativas. Lo que impacta de San Maurizio son los frescos que adornan sus paredes. Perfectamente conservados y restaurados, sus dimensiones y su colorido, intacto durante siglos, llaman la atención. Se trata de obras murales de algunos de los más importantes pintores del renacimiento lombardo, entre los que destacan Bernardino Luini y Paolo Lomazzo. Las escenas de la vida de Jesús llenan las paredes y sobrecogen al visitante que, seguro, no esperaba encontrar semejante maravilla en la pequeña iglesia.
Merece la pena fijarse en la delicada sillería en madera del coro y en el espectacular órgano del año 1554, obra de Giacomo Antegnali, que aún deja oír sus imponentes acordes en ocasiones especiales y conciertos programados.

Horarios, precio y ubicación en Milán

La iglesia se encuentra en Corso Magenta, 15 y el horario de visita es de martes a sábado de 9:30 a 17:30 (entrada gratuita).

Puedes llegar en:
Metro: Linea 1 (rosa), estación Cairoli, línea 2 (verde) estación Cardona.
Tranvía: Líneas: 16, 18 y 19.
Autobús: líneas 50, 58, 94.

Anexo a la iglesia, en lo que fuera el Monasterio Maggiore, se encuentra actualmente el Museo Arqueológico de Milán, colofón perfecto a esta visita. El edificio en sí mismo reviste especial interés, ya que, se trata de un monasterio representativo de la arquitectura milanesa del siglo VIII y, además, las distintas salas del museo permiten hacer un recorrido por la historia de la ciudad así como disfrutar de algunas importante obras y piezas representativas de las civilizaciones etrusca, y greco romana.
La entrada al museo cuesta 2€ y puede recorrerse de martes a domingo (lunes cerrado) de 9:00 a 17:30 (última visita una hora antes del cierre).